Archivo para 22 marzo 2010

22
Mar
10

Primavera, ¿vuelta a la normalidad?

Ya se han acabado las fiesta de Fallas en Valencia y a excepción de algún pertardo aislado, fuera de contexto, ya no se oyen tracas, pasacalles, ruidos y verbenas por haí.

Dentro de poco estaremos con la Semana Santa.

Se retiran poco a poco casetas, carpas, banderolas y luces de las calles pero ¿volvemos a la normalidad? ¿qué es la normalidad?

El vecino de arriba sigue permitiendo que los fines de semana el nieto corra y corra sin parar, habiendo habido casi un drama a causa de esto último. En el garage, alguno no se responsabiliza de las basuras que echa y vierte sobre las demás plazas la inmundicia que le sobra. Otros, en la calle, dejan que sus perros defequen en las proximidades de portales, colegios y demás, mientras que los barrenderos, ahora máquinas de retirada de residuos sólidos, esparcen como mantequilla dicha suciedad por toda la calle. Y más… ¿es esto la normalidad?

Me quejo, si, y no se si con razón o no ya que mi mujer me dice que tendría que haber nacido hace doscientos años, a lo que le respondo que quizá debería de haber nacido dentro de doscientos años. 

No no me gusta lo que vivo, e intento ser consecuente conmigo mismo pero no puedo, caigo en la desesperanza, en la angustia. Es lo que me toca vivir.

Siempre me gustó la historia, desde muy niño, al igual que me fascinaban los films sobre el futuro y cualquier tipo de futurible. Sin embargo encuentro el momento actual como muy tintenso, lleno de acontecimientos originados en el pasado que marcarán indudablemente nuestro futuro, es una pena que tengamos que vivirlos incómodamente debido a la “normalidad” de unos cuantos o quizá de muchos.

Anuncios
18
Mar
10

¿Un Blog sobre cervezas?

No, no voy a cometer el pecado de abrir otro Blog para hablar de las cervezas, cuestión esta que últimamente me llama la atención.

No soy bebedor, de hecho, no me gustó especialmente esta bebida con anterioridad pero lo que son las cosas, quizá me ha cambiado el gusto y hoy día busco entre varias marcas quellas que especialmente me satisfacen o me crean curiosidad.

Ya preparé tiempo atrás una página sobre los vinos que se podían encontrar en formatos  de menos de un litro, con la excusa de que entiendo que el litro es quizá demasiada bebida para dos en una cena, observando que no se trata de beber y beber, sino de degustar y comparar. Dicha página contemplaba una imagen de las botellas, con sus marcas y un pequeño texto de algunas líneas con mi critero al respecto. Hubiese estado bien ponerla en funcionamiento y publicarla.

No voy ha hacer lo mismo con las cervezas, que locura, además de que no quiero encadenarme a esa obsesión compulsiva de “coleccionar” que tantos problemas me da de cuando en cuando.

Las colecciones son bellas debido a que dentro de la homogeneidad, encontramos una gran diversidad, y podríamos justificarlo desde el punto de vista de las humanidades, además de que las colecciones han sido un instrumento para que los estudiosos, desde diversas perspectivas y disciplinas expliquen al propio ser humano.

Bueno a lo que voy… no a un Blog de cervezas. Eso si, no cierro el comentario sin dar mi parecer sobre una de las mejores cervezas que he probado. Se trata de una Grimbergen. Cerveza belga de las llamadas de abadía, no se exactamente debido a qué ya que se fabrican en entornos automatizados, vamos en fábricas y no en abadías.

Es la Grimbergen doble muy suave y deliciosa al paladar. Posee un color traslúcido pero brillante al mismo tiempo, nada turbia y muy ambarina, como la miel de romero. El sabor intenso, dulce acaramelado, y poco amargo que deja en la boca una sensación de placentero bienestar, de plenitud.

Me compraría un vaso de la misma marca ya que particularmente asocio objetos, otra obsesión, la cerveza en su copa es como se debe de tomar.

Realmente los Blog, las colecciones y las cervezas son nada más que una excusa para escribir, para decir cosas que aunque sin sentido aparente y quizá alejadas de lo obvio, no son más que el intento de comunicar a alguien externo a uno mismo algo que está dentro.

Me compré un reloj y estoy pensando en comprarme otro de la misma marca, cayó en mis manos accidentalmente un par de tazas de café y me propicié algunas más, me compré un violín, dos, tres… tengo monedas, sellos, billetes, y algunas cosas más del tipo “colección tal cosa”, tengo libros hasta debajo de la cama. No concibo un jardín con un solo tipo de geraneo cuando existen tantas variedades, ni un solo bonsái en la terraza, me compraría ahora mismo otra motocicleta como la que tengo… más Blog sobre cerveza, no, no peco. Además ya tengo bastantes Blog.

09
Mar
10

Todos somos Román de la Calle.

Desde hace un par de días, en Valencia se dió la noticia de la dimisión del director del MuVIM, Román de la Calle debido a que desde la Diputación Provincial la retirada de unas fotografías en las que aparece Francisco Camps y otros, en pleno caso “Gürtel”.  Hoy comentaban también en T.V.  la manifestación de un grupo numeroso de personas que apoyaban a Román de la Calle, y desde mi humilde Blog quisiera adherirme a este hecho.

Algunas personas llevaban pancartes en las que se podía leer “todos somos Román de la Calle”.

Román de la Calle además de los innumerables títulos académicos, ha sido mi profesor. Es una gran persona. Recuerdo mi primer día de Facultad a las 8 de la mañana de un día frío y lluvioso, en mi primera clase.  Román de la Calle entró en el aula y comenzó a hablar.  Yo me quería morir, después de muchos años sin estudiar, hacer el acceso a la universidad para no enterarme de nada me resultaba muy duro, estaba demasiado asustado. Sentía que me quería ir  del aula y que allí no hacía nada.

Pasó el tiempo y la verdad es que me fue muy bien en los estudios, y pese a que la asignatura de Román de la Calle me resultó francamente difícil la saqué con buena nota.

Román siempre ha estado dispuesto a escuchar y pese a que muchos alumnos se acercaban a él con “zarandajas”, jamás se vió un mal gesto por su parte, todo lo contrario.   Estamos hablando de uno de esos profesores, personas especiales de las que te encuentras muy pocoas en la vida.

Se habla del Partido Popular y de sus dirigentes, y de lo que sucede con Cuba, país en el que no existe la libertad de expresión. ¿Acaso lo estamos haciendo mejor nosotros?.  En España, en Valencia, donde debería de imperar la Libertad, con mayúsculas, vemos que los políticos no resisten sus propias responsabilidades y sin desear juzgar a Francisco Camps, que de eso ya se encargará otro… y Dios, vemos que desean ocultar aquello que fué imagen, noticia y una realidad vivida por todos. 

Aparte de todo, me mueve el cariño hacia este magnífico profesor, que siempre, cuando me he cruzado con él ha tenido una palabra amable y correcta, y un especial apretón de manos.  Hace poco fué condecorado por el Gobierno Francés en el  instituto Francés de Valencia por su trabajo, vamos que no estamos ante una figura del deporte.

Yo, también soy Román de la Calle.