23
Dic
14

La entrada de 2014

Hemos tenido un año terrible. No se lo deseo a nadie pero, una vez más, y parece hecho adrede, escribo un entrada en Navidad.

Esta vez menos agresivo que en otras ocasiones pero casi, casi, en la misma línea contraria a todo ese consumismo y esas ganas de quedar en la superficie de aquello que es importante.

Hoy con María he ido a comprar un Portal de Belén a una tienda de esas del todo a 100 regentado por chinos. Dos euros con cincuenta por un pequeño portal con dos reyes magos, la virgen y el niño y un San José de lo más joven. Nada que ver con la iconografía cristiana.

Ya luce en el mueble de la entrada. Es lo que María deseaba, un poco de Navidad en su vida y en la gente que le rodea. Es un buen deseo.

 

Anuncios

0 Responses to “La entrada de 2014”



  1. Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: